Castelo Lisboa

Castillo de San Jorge

La vista del centro histórico de Lisboa está dominada por la colina donde se encuentra el barrio de Alfama. Si la miramos desde la Baixa, nos llamarán la atención las murallas del castillo de Lisboa -el Castelo de Sao Jorge-, uno de los grandes emblemas de la ciudad.

El castillo de Lisboa fue una fortaleza defensiva clave en los diferentes ataques que sufrió la ciudad en la época medieval y, sobre todo, la antigua fortaleza tuvo un papel importante en la reconquista de Portugal a los musulmanes.

Las primeras menciones de los historiadores a la fortificación que da origen al Castillo de San Jorge datan del siglo VIII, cuando los musulmanes que gobernaban en aquel momento la ciudad disponían ya de una zona amurallada, que fue transformándose con el tiempo.

Cuando la situación de Lisboa se estabilizó como capital del Reino de Portugal (durante el siglo XIII), el Castelo de Sao Jorge vivió sus mejores años. En aquella época, dentro del recinto se encontraba el Palacio Real y el palacio residencia de los obispos. Las murallas exteriores -las que se recuperaron con éxito y hoy son la parte más visible del castillo de Lisboa desde el centro histórico- datan del siglo XIV.

Castillo Lisboa

Castelo de Sao Jorge visto desde la Baixa. Foto: Lalupa via Wikimedia Commons.

Sin embargo, el paso del tiempo no le sentó bien al complejo y reyes y obispos se mudaron a localizaciones más prácticas. Los terremotos que afectaron a Lisboa tampoco ayudaron a la mejor conservación de su castillo y sólo en el siglo XX comenzó un proceso de reconocimiento como monumento público y reformas que le devolvieron parte del esplendor medieval.

El Castelo de Sao Jorge que podemos contemplar hoy asombra por su fantástico estado de conservación, si bien es verdad que éste se debe -en buena parte- a la reconstrucción de la que ha sido objeto.

Hoy, el castillo es una presencia obligada en la lista de cosas que ver en Lisboa y atrae a miles de visitantes de todo el mundo. Lo que más destaca en él son las fantásticas vistas que tiene sobre todo el centro de Lisboa y el río Tajo, aunque también es un lugar especial por su tranquilidad y calma. Podemos pasear tranquilamente por sus murallas, patios y torreones.

Entradas y horarios del castillo de Lisboa

El Castelo de Sao Jorge está situado a unos 15 minutos a pie de la Baixa y la manera más fácil de llegar hasta él es seguir la línea del tranvía 28 desde la Rua Conceiçao y, al llegar a la parada del Castillo, girar hacia la izquierda para subir los últimos 200 metros a pie. Está bien indicado, así que no nos perderemos.

El castillo de Lisboa está abierto de 9 de la mañana a 6 de la tarde entre los meses de noviembre y febrero y hasta las 9 de la noche durante el resto del año.

El precio de la entrada sencilla es de 7,5 euros (en el verano de 2013), pero hay descuentos para estudiantes menores de 25 años, jubilados, personas con discapacidad y entradas combinadas para familias de hasta cuatro personas. El monumento no está incluido entre las visitas gratuitas de la Lisboa Card, pero la entrada tiene un descuento de 1,5 euros para quienes dispongan de ella.

Los niños menores de 10 años y los residentes en Lisboa tienen la entrada gratuita. Si estás viviendo en Lisboa por estudios o trabajo, lleva cualquier documento que pueda acreditar que resides en la ciudad si quieres entrar gratuitamente al castillo.

Para quienes lo visiten con niños, seguro que les gusta aunque tendrán que estar un poco atentos cuando se suban a las murallas, ya que algunas tienen una altura considerable y no demasiadas protecciones contra caídas.

Artículos relacionados

Publicada en la sección qué ver en Lisboa.

Artículos más recientes

hoteles Lisboa

Las 5 mejores zonas para alojarse en Lisboa

Si queremos reservar un hotel en Lisboa, siempre es mejor saber cuáles son las zonas de la ciudad donde hay más hoteles y cuáles son las características de cada una de ellas para que podamos elegir el hotel de Lisboa que más se ajusta a nuestro presupuesto e intereses.

Lisboa con niños

Lisboa con niños: 7 visitas que les gustarán

Si viajas a Lisboa con niños, asegúrate de que disfruten tanto del viaje como tú lo harás. Aquí tienes algunas ideas sobre los mejores lugares y algunas actividades divertidas o especiales de Lisboa que les gustarán.